LOS LEGENDARIOS CASTILLOS JAPONESES DE MAIZURU A FUKUCHIYAMA 

  • Puerto

    Maizuru

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Visita panorámica, Cultural, Lunch not included

  • Precio

    Adultos

    USD49.0

  • Horas de duración

    4.5

  • Código excursión

    01T9

Descripción

Una trepidante excursión de medio día para revivir con emoción las antiguas batallas y las glorias de los jefes guerreros japoneses visitando los magníficos castillos de Maizuru y Fukuchiyama, donde el pasado resuena en cada piedra, y haciendo una parada en un elegante santuario sintoísta perfectamente enclavado en la tradición japonesa, todo ello coronado por las delicias de una tienda típica.



Lo que vamos a ver
  • Castillo de Tanabe en Maizuru: ruinas y jardín
  • La tranquila ciudad de Fukuchiyama
  • Castillo de Fukuchiyama: la típica mansión japonesa
  • Visita al santuario sintoísta de Goryo
  • Compras en una tienda de apetitosos dulces


Lo que haremos
  • Comenzamos nuestra excursión con la visita al castillo de Tanabe, en Maizuru, que data del siglo XVI. Admiramos los restos originales de la mansión, visibles aún en el hermoso parque que los rodea, junto con algunas reconstrucciones que brindan la idea del aspecto que tenía el castillo en el pasado.
  • Más tarde dejamos Maizuru para dirigirnos a la tranquila ciudad de Fukuchiyama, un lugar situado en el interior en el que se respira un ambiente tranquilo y poco concurrido: la localidad ideal para pasar un día relajado.
  • La atracción principal es el castillo de Fukuchiyama, ubicado en una colina baja y construido en el siglo XVI con materiales recuperados de una fortaleza anterior situada en el mismo lugar.
  • Dando un breve paseo llegamos a los pies de la mansión y podemos admirar las características típicas de un castillo japonés: los gruesos cimientos de piedra, las paredes de madera reticuladas y los techos curvos que se suceden alargándose hacia arriba.
  • Cerca del castillo visitamos el santuario de Goryo, dedicado a la divinidad japonesa Inari, donde se conserva el espíritu de Akechi Mitsuhide. Fuera hay un parque grande, ideal para relajarse.
  • Acabamos la excursión con una pausa para ir de compras en una tienda llamada Adachi Otoemon, situada a poca distancia del castillo en un palacio restaurado de la época Meiji con un bonito jardín. Aquí podremos comprar alguna de las delicias culinarias locales y probar las suculentas tartas de castañas.

Qué hay que saber
  • Las plazas son limitadas, por lo que se aconseja reservar con antelación.
  • Durante la temporada turística, podrían encontrarse atascos de tráfico.
  • Se aconseja llevar calzado cómodo de paseo.
  • En la época en la que se realiza la excursión no habrá nieve.
  • La visibilidad de los paisajes durante el tour depende de las condiciones atmosféricas.
  • Se recomienda cambiar la propia divisa con yenes japoneses a bordo, puesto que no hay oficinas de cambio en esta zona.