Tras las huellas de Pablo Neruda: la casa-museo del gran poeta chileno

  • Puerto

  • Nivel de dificultad

    no disponible

  • Tipo

    no disponible

  • Precio

    Adultos

    EUR75.0

  • Horas de duración

    3.0

  • Código excursión

    02H5

Descripción

Encontramos las sugerencias poéticas y el eclecticismo de Pablo Neruda, poeta chileno premio Nobel, en su casa frente al mar, convertida hoy en museo, donde los restos mortales del escritor descansan en un plácido jardín acariciado por la brisa marina.



Lo que vamos a ver
  • Pueblo de Isla Negra
  • Casa-museo de Pablo Neruda
  • Colección ecléctica de objetos del poeta
  • Tumba de Neruda y de su mujer en el jardín
  • Tour panorámico por la costa


Lo que haremos
  • Dejamos el puerto cómodamente sentados a bordo de un autobús y nos dirigimos hacia el norte, donde se divisa el pueblo de Isla Negra, un sugerente grupo de casas asomadas al océano y rodeadas de pinos marítimos, atravesadas por simples calles de tierra batida donde nos llega constante el sonido de las olas rompiendo contra las rocas.
  • Nos detenemos enfrente a la casa-museo de Pablo Neruda, literalmente a un paso del mar. Aquí, el gran Pablo Neruda vivió el último período de su existencia, dando vida a una excéntrica vivienda, transformada hoy en un tributo a su genialidad.
  • Entramos en la pequeña vivienda, que conserva aún el ambiente íntimo y recogido del pasado y admiramos la extravagante colección de objetos del que se rodeaba el Premio Nobel de Literatura: sellos antiguos, mapas geográficos, mascarones, un mapamundi del siglo XVIII, latas con extraños insectos y máscaras de diversas formas y procedencias. Cada objeto coleccionado por el poeta nos lleva a una leyenda y nos habla de la vida y la poética de Neruda.
  • Saliendo del jardín podemos rendir homenaje a la tumba de Pablo Neruda, junto a la cual reposa también su mujer Matilde Urrutia. El sepulcro, una simple fosa cubierta de plantas y flores, está coronado por una sencilla lápida negra, que mira hacia aquel mar que conquistó el poeta y que inspiró sus obras.
  • Concluida esta visita cargada de emociones, regresamos al puerto con un tour panorámico por la costa, que nos ofrece encantadoras vistas sobre el mar y mantiene vivas las sugerencias poéticas que hemos respirado en Isla Negra.