SAFARI POR LA RESERVA DE HAI-BAR Y OBSERVATORIO SUBMARINO

  • Puerto

    Eilat

  • Nivel de dificultad

    Fácil

  • Tipo

    Recorrido en la naturaleza

  • Precio

    Adultos

    EUR90.0

  • Horas de duración

    5.5

  • Código excursión

    1337

Descripción

Un día inolvidable en contacto con la naturaleza, con un safari por la reserva natural de Hai-Bar y una visita al observatorio submarino.



Lo que vamos a ver
  • Reserva natural de Hai-Bar * Observatorio submarino


Lo que haremos
  • Dejamos el puerto de Eilat en dirección al valle de Aravá, donde se encuentra la reserva natural de Hai-Bar. En los años cincuenta, el valle vivió un intenso desarrollo agrícola: gracias a sus particulares condiciones climáticas, resultaba posible cultivar gran variedad de frutas y hortalizas, que se exportaban a toda Europa. La reserva nació en 1961 con el fin de salvaguardar el antiguo patrimonio animal del país: de todas las especies animales citadas en la Biblia, 12 han desaparecido, pero las que sobrevivieron se llevaron a esta reserva de riquísimos pastos y clima favorable, que ofrece un hábitat ideal. Nuestro safari se desarrolla a bordo de un todoterreno. Vemos en libertad diversos animales —algunos rarísimos—, todos mencionados en el Antiguo Testamento, como las gacelas, los burros salvajes, las cabras salvajes y los órix blancos, animales que según la leyenda descienden del mítico unicornio. Al finalizar el safari, nos dirigimos al observatorio submarino, una auténtica ventana al mar Rojo. El espectáculo que se presenta ante nuestros ojos tras las amplias ventanas de cristal del observatorio nos deja boquiabiertos: un sinfín de peces tropicales de distintos tipos, ramificaciones de coral y singulares especies de tiburones y tortugas gigantes nos dejan un recuerdo indeleble de esta emocionante excursión.

Qué hay que saber
  • La disponibilidad de guías en español es limitada; en caso de no existir disponibilidad, un intérprete local traducirá al español las explicaciones del guía.
  • Se pueden producir variaciones en el itinerario.
  • El avistamiento de fauna no puede garantizarse, puesto que los animales viven en libertad en su hábitat natural.
  • La excursión incluye una parada con el fin de poder realizar adquisiciones en una tienda de productos del mar Muerto.